Lo sentimos. No hemos encontrado nada.

  • LATA DE CERVEZA SOSTENIBLE. EL FUSO eCANTER COMO CAMIÓN CISTERNA ESPECIAL PARA LOS CERVECEROS DE HEINEKEN.

UN FUSO eCANTER TOTALMENTE ELÉCTRICO CON UNA CARROCERÍA ESPECIAL DE CISTERNA ENTREGA LA CERVEZA HEINEKEN EN ÁMSTERDAM SIN EMISIONES Y EN SILENCIO.

“Heineken persigue ambiciosos objetivos de sostenibilidad. Para lograrlo, tenemos en cuenta toda la cadena de valor, que por supuesto incluye el transporte”, explica Hans Böhm, Director General de la cervecera holandesa. Por eso, Heineken confía ahora en un camión verde para repartir en los cafés y pubs del histórico barrio de los canales de Ámsterdam.

En ambos sentidos de la palabra, porque el inusual camión de 7,5 toneladas no sólo está pintado de verde Heineken, sino que también es libre de emisiones y silencioso en la carretera: es un FUSO eCanter. Según Heineken, el camión ligero con motor eléctrico y una carrocería especial es el primer camión cisterna de cerveza de este tipo en el mundo. Su despliegue forma parte de “Brewing a better World”, la campaña global de sostenibilidad de Heineken, que incluye la reducción de la huella de carbono de la cervecera.

FUSO eCANTER SUPERA A LOS CAMIONES DIÉSEL COMPARABLES

A Carl van der Wielen, director de Tankbeer en Heineken, le convenció el eCanter: “Elegimos el FUSO eCanter porque ofrece la mejor relación entre tamaño, peso y cero emisiones”. De hecho, la cervecera saca una buena tajada en este sentido, porque el camión ligero totalmente eléctrico puede transportar 3.000 litros, casi un 50% más de cerveza de una vez que un camión diésel comparable cargado con barriles de acero inoxidable. La baja tara del eCanter, de 3.335 kilogramos, combinada con su elevada capacidad de carga del chasis, de 4,155 toneladas, y el diseño de tanque ligero tipo barril del fabricante Duotank lo hacen posible.

Desde la fábrica de cerveza Heineken de Den Bosch, al sur de Ámsterdam, un gran camión cisterna transporta 20.000 litros de cerveza fresca Heineken, Amstel o Brand a un centro urbano en las afueras de la metrópoli. Allí, la cerveza se bombea al pequeño camión cisterna eléctrico, que abastece hasta a cinco clientes en un solo viaje. Una vez en el local, el conductor de la entrega simplemente “introduce” la carga de la lata de cerveza de gran tamaño en el eCanter en los tanques de almacenamiento in situ.

Esta minicuba de dos metros de ancho y 5,3 de largo está hecha para las estrechas calles y callejones del casco antiguo de Ámsterdam. Con una corta distancia entre ejes de 3.400 mm y su reducido radio de giro, el eCanter puede maniobrar fácilmente en todas las curvas. Además, con sus 7,5 toneladas de peso bruto vehicular (VAB), cumple con la restricción de acceso impuesta por la ciudad para proteger el tejido estructural de puentes y muelles. Este requisito es una de las razones por las que Heineken no utiliza un gran camión electrónico para las entregas.

Elegimos el fuso eCANTER porque ofrece la mejor relación entre tamaño, peso y emisividad.
CARL VAN DER WIELEN, DIRECTOR DE TANKBEER EN HEINEKEN

MENOS EMISIONES SIGNIFICAN UNA MEJOR CALIDAD DE VIDA

La potencia total de 82 kWh de sus seis baterías de iones de litio de alto voltaje proporcionan al FUSO eCanter una autonomía de unos 100 kilómetros. La carga en una conexión de carga rápida dura aproximadamente una hora. Según Heineken, el camión cisterna eléctrico se carga exclusivamente con electricidad verde. De este modo, el buque cervecero totalmente eléctrico ya cumple los estrictos requisitos de la zona de cero emisiones para el tráfico de reparto, que entrará en vigor en Ámsterdam a partir de 2025.

“Estoy muy satisfecho de que con el camión cisterna eCanter hayamos encontrado una forma sostenible de transportar nuestra cerveza, sin gases de escape ni partículas de hollín y, además, de forma silenciosa”, afirma el jefe de Heineken, Hans Böhm, y está seguro: “Este nuevo concepto de vehículo significa más calidad de vida para todas las personas que viven, trabajan o visitan el centro de la ciudad.”